Diego-Rivera-image

DIEGO RIVERA, MURALISTA SOCIAL MEXICANO

Fue un destacado muralista mexicano de ideología comunista, famoso por plasmar obras de alto contenido social en edificios públicos donde mostró su orgullo por las raíces mexicanas. Como muralista su intención era reflejar la vida social de México tal y como él la veía, y por ello dividió la realidad en dos amplias esferas: la del trabajo y la del ocio. Casado con Frida Kahlo, fue creador de diversos murales en distintos puntos de la Ciudad de México y el extranjero.

La vida de Diego Rivera

Prolífico pintor mexicano, parte del movimiento muralista que configuró la imagen de México, y sin el cual la visión del siglo XX mexicano estaría incompleta. Su vida como artista comenzó bien pronto, con tan sólo 10 años de edad, ingresó a la Academia de San Carlos gracias a que mostró extraordinarias dotes artísticas.

Diez años más tarde fue becado para estudiar en España. Comenzando su etapa de estudio internacional, que le llevará a París, a establecer amistad con Pablo Picasso y conocer a la artista rusa Angelina Beloff, con quien se casaría en 1911, de la que se divorció años después. Viajó a Italia donde consolidaría el estilo que había comenzado a moldear en Francia y España (donde había sido fuertemente influenciado por el cubismo) y regresó a México, donde el se integró en un gigantesco proyecto de renacimiento artístico y cultural del México pos revolucionario.

La vuelta a México, su segundo matrimonio, su segundo y tercer hijo, los grandes murales y el primer encuentro con Frida Kahlo, con la que se casaría por tercera vez en su vida. En su país natal plasmó sus ideas políticas a través del arte; y también militó en el Partido Comunista Mexicano, ideología a la que fue afín.

En Artik49 encontrarás algunas de sus mejores obras

En 1929, siete años después de su primer encuentro, Frida y él se casaron, una relación marcada por la dicha y el tormento. Fue también testigo de un gran desarrollo en la carrera de ambos, quienes nunca dejaron de impulsarse entre sí. Se divorciaron en 1939 para volver a casarse un año después, bajo muchísimas condiciones, hasta la muerte de la pintora en 1954.

Diego Rivera pintó más de mil cuadros, realizó cientos y cientos de dibujos e ilustraciones, y legó a México su titánica obra mural. Entre sus múltiples murales destacan “Epopeya del pueblo mexicano” (1935), “La historia del Teatro en México” (1953), “La Universidad, la familia y el deporte en México” (1954) y el más famoso “Sueño de una tarde dominical en la Alameda Central” (1947).